Header Ads

Cargando...

En solo 2 años, 4T revierte la caída en la inversión de PEMEX y logra su refinanciamiento

Publicidad
Cargando...
Publicidad
Cargando...
Publicidad
Cargando...

 



Petróleos Mexicanos (Pemex) ha presentado un crecimiento en los dos años de la presente administración, ya que revirtió la caída en la inversión, la declinación de la producción y logró realizar el refinanciamiento de sus pasivos más grandes en la historia, así lo dio a conocer la misma empresa.


Se conoció que en términos porcentuales, en el segundo trimestre de 2020 la aportación de la actividad de extracción de petróleo y gas tuvo una contribución de 4 por ciento al producto interno bruto (PIB) total, mientras que entre 2014 y 2018 la inversión de Pemex cayó 13.7 por ciento promedio anual, al pasar de 359 mil millones de pesos a 189 mil millones en ese periodo.



Sin incrementar el endeudamiento, la petrolera la aumentó 6.8 por ciento al ascender de 189 mil millones en 2018 a 201 mil en 2019 y se espera cerrar el año con 305 mil millones de pesos, es decir, un aumento de 50 por ciento.

En lo que se refiere a la extracción de crudo, en el informe se presenta un logro en un punto de inflexión, además de que se detuvo la caída de la producción que en enero de 2018 era de un millón 928 mil barriles diarios y se desplomó a un mínimo histórico de los pasados 14 años, en enero de 2019, a un millón 626 mil barriles al día.


Se conoció, además, que después, la extracción alcanzó en marzo de 2020, un millón 752 mil barriles para cerrar agosto en un millón 669 mil barriles, después de cumplir con la reducción inducida por acuerdo con la OPEP +, en los meses de mayo, junio y julio de este año.



Por si esto no fuera poco, Pemex logró en tiempo récord la apertura de nuevos desarrollos. Así, en 1.7 años alcanzó un volumen cinco veces mayor a la de los participantes privados y se hizo en un tercio de tiempo la ejecución de los campos del sector privado.




Con AMLO, PEMEX sube su producción de combustible en un 18%


Octavio Romero Oropeza, director general de PEMEX, informó que los meses que va lleva el gobierno de Andrés Manuel López Obrador, el Sistema Nacional de Refinación aumentó el procesamiento de crudo en 14% y la producción en 18%, con respecto a diciembre de 2018.


“Gracias a las refinerías que mejor resultados han brindado y que son Cadereyta, Salamanca y Minatitlán”, que se han compensado con la producción de las de Salina Cruz, Tula y Madero, en las que también se trabaja para aumentar la productividad.


Oropeza detalló que en el año 2013 se procesaba un millón 224 mil barriles diarios de petróleo, y en diciembre de 2018 se llegó a solo 510 mil. Se trata de la cifra más baja desde que el país cuenta con seis refinerías (Minatitlán,Tula, Cadereyta, Madero, Salina Cruz y Salamanca), lo que representa una caída de 60 por ciento.



El director de PEMEX destacó que en diciembre de 2018 hasta enero de 2019, se alcanzaron 507 mil barriles procesados. “A partir de febrero de este año, y hasta el día de hoy, hemos llegado a procesar 579 mil barriles, lo que representa un incremento de 14 por ciento en relación con diciembre de 2018”, informó.

“Actualmente estamos produciendo 350 mil barriles diarios de combustible, lo que significa un aumento de 18%, en consecuencia, hemos logrado incrementar nuestra eficiencia de producción en cuatro por ciento en el rendimiento de gasolinas y diésel que se obtiene de cada barril de petróleo, de crudo procesado”




Por poner un ejemplo, Oropeza explicó que el pasado diciembre de 2018, la refinería de Salamanca tenía una producción de al menos de 50 mil barriles diarios en promedio, y que de febrero a la fecha aumentó a 61 mil barriles diarios, lo que representa un incremento de 23%.


“Este aumento se refleja en los inventarios de la zona de influencia de la refinería que cubre nueve estados, entre ellos Jalisco, Guanajuato y Querétaro”, detalló.



Con información de El Gato Político.

Con tecnología de Blogger.